Diferencias entre Especialización, Maestría y Doctorado

Ahora que has terminado tu programa de pregrado, el próximo paso es continuar con tus estudios de posgrado en el exterior. Pero, ¿qué tipo de posgrado deberías escoger? ¿Una especialización, una maestría, o un doctorado? Antes de que tomes tu decisión, ten en cuenta la diferencia entre cada una de estas cualificaciones.

Especialización, MBA, Maestría, y Doctorado: todos están clasificados como programas de posgrado que se pueden realizar una vez terminado el pregrado. Generalmente los dos primeros son más cortos, más prácticos y más enfocados en especializarse en un área específica del conocimiento, mientras que los dos últimos tienden a ser programas más largos, siendo la opción ideal si quieres extender tu conocimiento o si tu sueño es convertirte en un investigador o un profesor universitario, ya que obtienes un título de Magíster o de Doctor.

 

Especialización
Orientada a estudios técnico-profesionales, una especialización profundizará tu conocimiento en tu área específica de estudio, enfocando tu diploma de pregrado. Normalmente, una especialización es el programa preferido por los recién egresados y la duración aproximada es de un año; aunque esto último puede variar dependiendo del país donde realices tu programa y de tu área de estudio. Al terminar, recibirás el diploma de Especialista.


MBA
El famoso MBA es, realmente, una especialización dirigida a un área específica: Negocios y Administración. Si decides inscribirte en un MBA, encontrarás que este programa está altamente conectado con el ambiente profesional, por lo cual es recomendado para aquellas personas que ya tengan experiencia laboral – en algunos países, contar con +1 año de experiencia profesional es un requisito para aplicar, ya que tendrás que usar y discutir prácticas y técnicas utilizadas por profesionales y ejecutivos a nivel corporativo. ¿Quisieras trabajar como coordinador, director o un cargo relacionado en el futuro? Entonces un MBA es la mejor opción para ti.
 

Diploma de Maestría
Diferente al programa de especialización, el diploma de Maestría es recomendado para aquellas personas que quieren continuar y extender los conocimientos académicos que obtuvieron durante el pregrado. En algunos casos, se asume que ya cuentas con las nociones teóricas del área de estudio. Sin embargo, una Maestría también puede ser una forma de redirigir tu carrera y complementar tus estudios previos hacia nuevas áreas-en caso que decidas hacer la maestría en un área diferente-de esta forma, se puede decir que la Maestría es más flexible que la Especialización.

Hay dos tipos de diplomas de Maestría: profesional e investigativa. Los programas de maestría profesional se basan en clases y seminarios, y como estudiante, puedes escoger tu propio proyecto de investigación. La parte investigativa es más larga y compleja en una maestría investigativa, requiriendo más trabajo independiente por parte del estudiante. Dependiendo del país donde realices la maestría, el área de estudio y el tipo de programa, la duración será de entre uno a tres años y deberás presentar una tesis al final de tus estudios.
 

Doctorado
Estando en un nivel superior al de la Maestría, el Doctorado es el próximo paso en la adquisición de conocimiento en tu área de estudio. Durante el Doctorado, podrás consolidar e intensificar tu proceso de aprendizaje para convertirte en un  investigador. La duración del programa es de tres a cuatro años, pero puede tomar más tiempo si decides hacerlo medio tiempo. Durante la mayor parte del programa, deberás realizar una investigación extensiva en un tema específico, que deberá terminar con una tesis y una presentación oral de la misma. Este es el visto bueno que necesitas si quieres enseñar a nivel de educación superior o tener una posición importante en la industria en algún área específica.